A ritmo de Funk

El equipo de Terra Noticias estuvo en la escuela de baile WOSAP para aprender el estilo Funky con nuestras Clases de Funky Hip Hop, impartido por el profesor Alberto López.

Texto del reportaje:

Hacer ejercicio es una tarea pesada en ocasiones. Cuando lo haces a ritmo de funk todo cambia. El funky es un baile que ha trascendido de las calles a las escuelas de baile y gimnasios. Cada vez más personas eligen esta opción de ejercicio que, por su trabajo aeróbico, ha pasado de considerarse un mero entretenimiento a una práctica deportiva.

Llamados por la combinación de ocio que supone bailar funky nos acercamos a la escuela WOSAP. El centro, situado en la Calle Doctor Piga en Madrid, ocupa la que un día fuera La Corrala de la Danza. En sus aulas y vestuarios aún se respiran las muchas horas de baile y cultura flamenca. Los nuevos tiempos han renovado la escuela. Nuevos profesores, nuevos alumnos y nuevas danzas. En WOSAP están especializados en Funky y HIp Hop, pero también imparten clases de House, Locking o Breakdance.

Asistimos a una clase de funky. El grupo, guiado por el profesor Alberto López, está compuesto por unas quince personas. A pesar de no tener experiencia previa en este tipo de baile nos unimos al grupo sin problema. Para empezar, un calentamiento que pone a tono los músculos y articulaciones, evitando así lesiones innecesarias. Después, directamente al funky. Las clases consisten en el aprendizaje de una coreografía. Según el profesor entrenamos nuestra memoria y coordinación, lo que hace aún más completo el ejercicio. El funk, tiene su origen en las calles de Nueva York, para esta clase Alberto López tiene preparada una remezcla de R&B.

Coger el ‘flow’, como llaman en funky al ritmo, es lo más difícil. Pero el buen rollo que genera el grupo y la alegría y pedagogía del profesor hacen que nuestra primera experiencia con el funky sea fascinante. Nos quedamos con ganas de más. De quemar calorías mientras nos divertimos con un ejercicio altamente recomendable.